La operación de pecho, una intervención segura

La cirugía de pechos es sin duda uno de los procedimientos estéticos más buscados. Unas 18.000 mujeres acuden cada año a clínicas de estética en España para realizarse este tipo de intervenciones para mejorar la forma de sus pechos. En países como Estados Unidos, México o Alemania, la intervención de cirugía plástica es la estrella.

Todas las mujeres que se sometieron a este procedimiento afirman que se sienten más femeninas y seguras de sus cuerpos. Pero, ¿es segura la operación de pechos?

Es fundamental acudir a una clínica de cirugía plástica que te brinde la garantía de seguridad y los recursos para enfrentar cualquier posible complicación. Centro hospitalario es la mejor decisión para no correr riesgos.

Después de la cirugía, se le recomienda que se haga chequeos regulares con el cirujano. Recomendamos que estas evaluaciones sean anuales.

La operación de pecho no se recomienda para menores de edad o mujeres mayores de 50 años debido a la anestesia. Tampoco se recomienda para mujeres psicológicamente inmaduras y psicológicamente inestables. Será necesario el trabajo de un psicólogo. Aunque es una intervención rutinaria, no está exenta de riesgos. Al igual que con cualquier cirugía, debe sopesar los pros y los contras de la cirugía de aumento de senos. En todos los casos, la cirugía de pechos es un procedimiento completamente seguro, siempre que se realice bajo los procedimientos de seguridad adecuados. Consulte a muchos cirujanos diferentes y diferentes opiniones hasta que se sienta cómodo, esté informado sobre el procedimiento y tenga confianza en el procedimiento.

Consejos para el postoperatorio de una operación de pecho

En el caso de que en la operación de pecho sea bajo anestesia general, el tiempo de recuperación es de al menos 24 horas, y esta situación se da porque el efecto de la anestesia desaparece del cuerpo por un tiempo más largo, es necesario vigilar al paciente para evitar complicaciones. Después de que el efecto del anestésico desaparezca, habrá dolor en los senos. Esto se trata prescribiendo analgésicos.

Los síntomas postoperatorios como el dolor y la fatiga persistirán durante aproximadamente una semana después del procedimiento y se volverán menos severos a medida que pasen los días. Como con cualquier operación de pecho, se debe tener en cuenta el período de recuperación y el tiempo de inactividad. Aunque hay algunas dificultades en los primeros días, todas pueden superarse con resultados positivos. En definitiva, los terapeutas recomiendan no excederse a la hora de levantar pesas o hacer deporte y tener paciencia con el cuerpo mientras la prótesis se adapta a él. La recuperación total se produce al cabo de un mes y los resultados son satisfactorios en la gran mayoría de los casos.

× ¿Cómo puedo ayudarte?